lunes, 26 de septiembre de 2016

Que sencilla

Fotografía propiedad de: Monica Arellano-Ongpin


Que sencilla es
cuando viene a mirar despacio,
a parar con su fría mano
el aliento roto,
acariciando sin ruido el pelo cardado,
desordenado,
de un cuerpo que pesca
ya  muy pocos sueños.

Y lo destiende despacio
bajandolo del rojo al azul,
dejando la piel con sus cien aros de árbol,
y  el olor a jazmín del suavizante.

Que sencilla es
en su esencia más pura,
sin sobresaltos,
como natural,
después de una vida

llena de vida.

6 comentarios:

  1. Así de sencilla es la vida si atendemos a lo básico, y sin sobresaltos, como tú dices. Ojalá fuéramos más conscientes y nos dejáramos llevar por ese caudal que puede ser remanso o agua brava.
    Gracias por recordárnoslo con tus letras, Fabian
    Abrazos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. De nada Maribel. La vida como la muerte debe de ser natural y entendida desde esa perspectiva.
      Un beso

      Eliminar
    2. De nada Maribel. La vida como la muerte debe de ser natural y entendida desde esa perspectiva.
      Un beso

      Eliminar
  2. Fue tan sencillo leerte y sin embargo fue el contenido tan profundo a la vez, que sentí un pellizco por dentro, es tan bella y tan dura...

    Hoy tu poema, querido, me hizo divagar.

    Muy hermoso, mucho.

    Un beso, Fabián.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Como el caer de una hoja del árbol.

      Gracias Yayone

      Un besote

      Eliminar
    2. Como el caer de una hoja del árbol.

      Gracias Yayone

      Un besote

      Eliminar